Lector de noticias del IBEX 35

Christine Lagarde (FMI), citada a declarar como testigo del caso Bankia el 8 de mayo

El organismo internacional se ha convertido en un actor importante en el caso, debido a un informe que redactó en abril de 2012 y que tuvo un papel determinante en la dimisión de Rodrigo Rato.

Según ha publicado Bolsamanía, el entonces ministro de Economía, Luis de Guindos, sí solicitó al Fondo Monetario Internacional (FMI) el famoso informe, que emitió un demoledor diagnóstico sobre la banca española en general y Bankia en particular, lo que provocó el rescate financiero de España. Así se recoge en un documento interno de esta institución. Sin embargo, el exministro de Economía negó el martes en la Audiencia que pidiera la elaboración de dicho informe.

Preguntado por el abogado de la acusación popular, Andrés Herzog, Guindos negó que impulsara al FMI para que publicara un informe crítico con Bankia: “La capacidad de influencia [de un ministro de Economía] en los comunicados del FMI afortunadamente es inexistente”. Repitió su argumento al abogado de Rodrigo Rato, al que negó que informe del FMI fuera decisivo y que él solicitara que se publicara de forma anticipada. “El informe ratificó lo que ya se sabía”, añadió.

Según su testimonio en el juicio por la salida a bolsa de Bankia, fue la directora gerente del FMI, Christine Lagarde, quien le puso de manifiesto la preocupación del organismo sobre las necesidades de capital por parte de entidades que ya habían recibido ayudas y le señaló de forma especial a Bankia ya que, al ser sistémica, era la que “más efecto negativo y de contaminación sobre el sector financiero pudiera tener”.

Sin embargo, el Gobierno español sí solicitó la elaboración de dicho informe, según se recoge en un documento elaborado por la Oficina de Evaluación Independiente del FMI (el auditor de sus actividades) de 2016. En él, se dice que, “el 25 de abril de 2012, a petición del Gobierno, el FMI publicó las ‘Conclusiones preliminares de la misión del FMI’ sobre el Programa de Evaluación del Sector Financiero”. En una nota al pie, el auditor, Nicolas Véron, cita como fuente de esta afirmación una entrevista con la plantilla del FMI.

Este informe fue el detonante de la dimisión de Rato después de que no se aceptara su plan de recapitalización de Bankia, de la nacionalización de la entidad y, a la postre, de la solicitud del rescate financiero de España ante la incapacidad del Tesoro para obtener los recursos necesarios para salvar a las entidades con la prima de riesgo en 600 puntos básicos.

Lee completa ésta noticia:

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Inline
Inline